Noticias

Borges: “Cualquier negociación con el ELN debe tomar en cuenta que Venezuela es un refugio del terrorismo”

Borges: “Cualquier negociación con el ELN debe tomar en cuenta que Venezuela es un refugio del terrorismo”

El dirigente de Primero Justicia, Julio Borges, se refirió este domingo en su artículo en Infobae a la presencia del ELN en Venezuela. Aseguró que el ELN no solo es una guerrilla colombiana, es también venezolana. Destacó que hay más de 1000 hombres de la guerrilla colombiana en Venezuela y por ello insistió en que de darse una negociación entre el Estado colombiano y este grupo, se debe tomar en cuenta el apoyo de Nicolás Maduro al terrorismo.

“De acuerdo con un informe divulgado por el medio RCN, en este momento hay en Venezuela más de 1000 combatientes del ELN. Evidentemente, los estados fronterizos son donde esta organización tiene mayor presencia y beligerancia, pero algunos informes apuntan a que podrían tener células en 15 de las 23 entidades federales de Venezuela, una cuestión que deja ver su enorme influencia dentro del país”, sostuvo.

Detalló que el ELN es un segundo Estado en Venezuela que controla pasos fronterizos, entrega cajas de alimentación de un programa estatal, maneja emisoras de radio y cobra “impuestos” a comerciantes locales. Recalcó que el poder de fuego de la guerrilla colombiana ha crecido debido al apoyo del régimen venezolano.

Sobre el posible papel de Venezuela como mediador de una negociación con el ELN, subrayó que Maduro no puede ejercer de mediador por ser promotor de la guerrilla. “Bajo ninguna circunstancia Maduro puede ser parte de una negociación, Colombia debe entender que Maduro más que un facilitador o mediador, es un alimentador del ELN y su terrorismo. Me atrevo a decir que a Maduro nunca le ha importado la paz de Colombia, seguramente se flotaría las manos si la guerra en el vecino país se profundiza, y si la democracia colombiana se hace polvo cósmico”.

Por último, el dirigente político envió un mensaje al Gobierno de Colombia. “El Gobierno del presidente Gustavo Petro tiene una oportunidad de oro para, en el marco del diálogo con el ELN, consolidar una visión de paz para todo el continente, que implique rescatar un principio básico: ningún Estado debe albergar el terrorismo y el que lo haga, será tratado como enemigo de la paz”.